Blog author

diegodimarco.com

Conductor de TV, Asesor de nutrición y Coach de estilo de vida

Evita los calambres musculares con estos consejos

Una razón comúnmente pensada para los calambres musculares es la falta de ciertos nutrientes. Si bien esto es cierto, también hay varias otras razones que pueden causar estos calambres a menudo insoportables.

Se cree que la causa de los calambres musculares es la falta de ciertos nutrientes. Si bien esto es cierto, también hay  otras razones que pueden causarlos, tales como:

  • Fatiga o lesión muscular.
  • Suministro de sangre inadecuado al músculo, como por ejemplo, aterosclerosis.
  • Compresión  del nervio.
  • Uso de diuréticos y otros medicamentos.
  • Desórdenes metabólicos.
  • Trastornos neuronales.
  • Tono muscular pobre.
  • Mala absorción gastrointestinal (SII, enfermedad celíaca, enfermedad de Crohn, colitis ulcerosa).
  • Músculos apretados o inflexibles.
  • Sudoración excesiva.
  • Esfuerzo físico de los músculos fríos.

“La prevención siempre es la cura. Asegúrate de mantenerte bien hidratado e implementa buenos protocolos de nutrición e hidratación en torno a la capacitación y el ejercicio intenso”, comenta Robbie CLark, dietista y nutricionista deportivo.

Sodio

Asegúrate de tomar sodio de alimentos no procesados ​ o sal de roca del Himalaya. Algunas fuentes de alimentos que contienen sodio incluyen alimentos en escabeche, queso (queso cottage, feta, azul, cheddar, edam), betabel, apio, zanahorias, pesto, carnes ahumadas y pescado y aceitunas.

Potasio

Las fuentes de alimentos que contienen potasio incluyen frutas (melones, cítricos, plátanos, aguacates), verduras (patatas, boniato, calabaza), productos lácteos y pescado.

Calcio

“Las fuentes de alimentos que contienen calcio incluyen productos lácteos, pescado enlatado con huesos comestibles (sardinas, anchoas, salmón rosado), verduras de hoja verde oscuro, nueces y semillas y tofu fortificado”, comenta Clark.

Magnesio

Alrededor de un tercio del magnesio en nuestro cuerpo se encuentra en nuestros músculos, donde se usa para la contracción y la relajación muscular.

“Los alimentos que contienen magnesio incluyen legumbres y soja, aguacate, nueces y semillas, verduras de hoja verde oscuro, plátanos, granos integrales (arroz integral, cereales), cacao crudo, chocolate negro, fruta seca y yogur natural”.

Toma tus precauciones al hacer ejercicio y no trates de acortar el tiempo que le dedicas al calentamiento. Es muy importante que visites a tu médico si experimentas calambres musculares regulares o si los calambres son prolongados, ya que puede haber una afección médica subyacente que requiera tratamiento.

Información: huffingtonpost.com.au

 

Deja un comentario
Comparte en redes sociales:

Permanezcamos conectados

Sígueme en: