Blog author

diegodimarco.com

Conductor de TV, Asesor de nutrición y Coach de estilo de vida

Por qué los jóvenes tienen que preocuparse por el colesterol

El colesterol no es solo para que la gente mayor se preocupe. Aproximadamente un tercio de la población tiene niveles más altos que los óptimos, lo que los pone en mayor riesgo de enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular.

El colesterol se encuentra naturalmente en todo el cuerpo y en alimentos de origen animal, como los huevos y la carne. Tu cuerpo necesita un poco colesterol para funcionar correctamente, ayuda a formar las paredes celulares y al cuerpo a producir vitamina D y hormonas.

¿Cuándo los niveles de colesterol pasan de ser óptimos a ser motivo de preocupación?

“Las pruebas de colesterol deben comenzar a los veinte años y, si están en un rango saludable, deben volver a analizarse en cinco años, siempre que no haya cambios en su salud”, dice la Dra. Nieca Goldberg, portavoz nacional de la American Heart Association (AHA). Un nivel de colesterol deseable es menos de 200 mg / dL, aunque los niveles objetivo dependen de otros factores de riesgo de enfermedad cardíaca, como la historia clínica, la herencia y otros factores del estilo de vida.

Motivo de preocupación

El colesterol juega un papel clave en la salud de tu corazón, y nunca es demasiado temprano para comenzar a preocuparse por él.

El colesterol en la sangre se combina con otras sustancias para crear la placa, que luego se adhiere a las paredes de las arterias. Con el tiempo, la acumulación de placa provoca que las arterias se bloqueen por completo o que sean demasiado angostas para que la sangre fluya fácilmente desde el corazón hacia el resto del cuerpo. Esto se conoce como aterosclerosis, una forma común de enfermedad cardíaca. En el caso de los conductos estrechos, el dolor de pecho (también conocido como angina de pecho) es común, y cuando las arterias se bloquean por completo, se produce un ataque al corazón.

Además, las arterias bloqueadas también pueden cortar el flujo sanguíneo al cerebro. Cuando el cerebro deja de recibir suficiente sangre fresca y oxigenada del corazón, puede provocar un derrame cerebral.

Mitos del colesterol

Probablemente hayas escuchado sobre el colesterol “malo” y “bueno”. LDL es lo que se conoce como colesterol malo, porque contribuye a la acumulación de placa, mientras que HDL es el llamado bueno. Los niveles saludables de HDL también pueden proteger contra ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, mientras que los niveles bajos están realmente asociados con un mayor riesgo.

Una revisión reciente de la investigación sugiere que si bien el consumo de colesterol sí aumenta los niveles de LDL, también aumenta los niveles de HDL por igual, manteniendo la proporción de los dos iguales y, en última instancia, teniendo poco impacto en la salud. La AHA recomienda una dieta de frutas, verduras, granos enteros, pollo, pescado y nueces para mantener tus niveles de colesterol bajo control.

Forma hábitos saludables

Como todo lo relacionado con tu salud, existen muchos factores que contribuyen a reducir el riesgo de ataque cardíaco o accidente cerebrovascular. En lo que respecta a los lípidos en la sangre, aumentar las HDL y disminuir los niveles de LDL puede reducir el riesgo de enfermedad cardiaca,  afirma Mayo Clinic .

Fumar, tener presión arterial alta y sobrepeso aumentan los niveles de colesterol malo.

¿Las buenas noticias?

El ejercicio te ayuda a perder peso y disminuye tu LDL. Una dieta saludable con una cantidad moderada de grasa puede aumentar los niveles de HDL. Los granos enteros, nueces y mariscos, entre otros alimentos, también pueden contribuir a un corazón más saludable.

Por supuesto, hay muchas otras cosas que afectan la salud de tu corazón. Desafortunadamente, no se puede controlar los factores de riesgo como la herencia y el género, dice la Asociación Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre. Los hombres están predispuestos a tener niveles más bajos de HDL que las mujeres, y la hipertensión arterial puede ser hereditaria. Por otra parte, tus niveles de LDL aumentan con la edad; para los hombres, el riesgo aumenta alrededor de los 45 años y para las mujeres a los 55.

Tal vez lo más importante a tener en cuenta: no hay síntomas de colesterol alto. Entonces, cualquier persona de 20 años o más debería controlar su colesterol. Sin embargo, si tiene colesterol alto u otros factores de riesgo, es posible que deba someterse a exámenes de detección con mayor frecuencia; pregúntale a tu médico para que tengas una mayor seguridad.

Información: dailyburn.com

Deja un comentario
Comparte en redes sociales:

Permanezcamos conectados

Sígueme en: