Blog author

www.diegodimarco.com

Conductor de TV, Asesor de nutrición y Coach de estilo de vida

Tres alimentos que causan dolor de articulación

Comparte esta publicación:

Cuando las articulaciones se endurecen y se hinchan, el dolor puede provocar que todo, absolutamente todo se vuelva un problema. Desde recoger algo del suelo, caminar unos metros o preparar la cena provoca un dolor agudo.

Aunque no hay forma de hacer desaparecer el padecimiento, investigaciones han arrojado que existen alimentos “antiiflamatorios” como el aceite de oliva, las nueces y los pescados azules o grasos que pueden ayudar con el dolor, aunque algunos pueden hacerte empeorar.

Tomate o jitomate

Los tomates suelen ser antiinflamatorios pero, investigaciones concluyeron que los frutos rojos pueden desencadenar dolo en las articulaciones de las personas que sufren de un tipo especifico de artritis llamada gota.

Se analizaron datos de más de 12,000 individuos que no tenían gota y descubrieron que comer tomates aumento los niveles de ácido úrico en su sangre. El ácido úrico es la principal causa subyacente de la gota.

Pero no te preocupes, no quiere decir que debas renunciar a comer tomates, solo tienes que comerlo de forma moderada.

Aceites de maíz, girasol, soja y de semillas de algodón

Seguramente haz escuchado sobre los ácidos grasos omega-3, las moléculas que hacen tan bien a tu cuerpo pero, ¿haz escuchado de los ácidos grasos omega-6? En los ácidos grasos omega-6 se encuentra el aceite de soja y el aceite de soja se encuentra en casi todos los alimentos envasados. Ésta puede contener hasta 25 veces más ácidos grasos omega-6.

Esta situación puede estar causando problemas en tu articulaciones. Siempre es mejor lo natural que lo envasado.

Refrescos azucarados

Incluso el refresco de dieta tiene sus desventajas. Además de aumentar las probabilidades de tener diabetes y enfermedades del corazón y  poner en riesgo tu salud, el consumo de azúcar puede desencadenar la liberación de citocinas, “mensajeros inflamatorios”.

Investigadores analizaron dos grandes estudios que abarcaban 30 años y encontraron un vínculo directo entre el consumo de refrescos azucarados y el riesgo de artritis. De hecho, las mujeres que bebieron un refresco o más al día tuvieron un riesgo del 63% mayor que las que no lo hicieron.

Si tienes dolor en las articulaciones lo primero que debes hacer es acudir a tu médico y él te aplicará una serie de estudios para determinar qué clase de artritis tienes y cuál será el mejor tratamiento.

No necesitas tener un padecimiento para cambiar tus hábitos, hazlo desde hoy para evitarlos.

Información: prevention.com

 

Deja un comentario

Permanezcamos conectados

Sígueme en: